Publicidad

Publicidad

push logo
Sabemos que las notificaciones pueden resultar horribles, pero prometemos no abusar. Entérate de todo el mundo cultural en HJCK.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

Así termino la batalla legal entre miembros de Sex Pistols

Lydon llegó a los estrados judiciales, ante la negativa de sus excompañeros en el uso de canciones del "Never Mind The Bollocks" para su nueva serie de televisión.

SexPistols

La justicia británica falló el lunes a favor de dos exmiembros de los Sex Pistols, que estaban en medio de una batalla legal con Johnny Rotten, el cantante de la icónica banda punk, por el uso de sus canciones en una serie televisiva.

El guitarrista Steve Jones y el batería Paul Cook demandaron al líder y cantante del grupo, cuyo verdadero nombre es John Lydon, en Londres por su negativa a que se utilizasen temas del álbum "Never Mind The Bollocks" en la serie de televisión "Pistol".

Publicidad

Dirigida por Danny Boyle, quien estuvo detrás de "Trainspotting" y "Slumdog Millionaire", la serie, basada en un libro de 2016 de memorias de Steve Jones, debe estrenarse el próximo año.

No deje de escuchar
Master Class.jpg

Master Class.jpg

Publicidad

Johnny Rotten defendía que las autorizaciones no podían concederse contra su voluntad y aseguro que sólo cedería ante una orden judicial, después de describir la serie en el Sunday Times como "la mierda más irrespetuosa" que había visto.

Pero según el abogado de los dos demandantes, Edmund Cullen, un acuerdo alcanzado en 1998 por los miembros del grupo preveía que las decisiones sobre la concesión de licencias se tomaran "por mayoría".

Publicidad

La Alta Corte de Londres falló a su favor el lunes, tras las vistas celebradas en julio. En sus alegaciones escritas, Cullen subraya que el caso sólo concierne a Johnny Rotten, ya que Glen Matlock, miembro original de la banda que fue sustituido en 1977 por Sid Vicious, quien falleció en 1979, y los beneficiarios de este último apoyan la posición de sus clientes. El abogado del exlíder del grupo, Mark Cunningham, afirma que según su cliente el libro del que se adapta la serie le presenta "bajo una luz hostil y poco favorecedora".

Publicidad