Publicidad

Publicidad

Publicidad

push logo
Sabemos que las notificaciones pueden resultar horribles, pero prometemos no abusar. Entérate de todo el mundo cultural en HJCK.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

En Canto y música coral: "Lady Macbeth del distrito de Mtsensk"

Este domingo 23 de enero en nuestro programa Canto y música coral a las nueve de la noche escucharemos "Lady Macbeth del distrito de Mtsensk", de Dmitri Shostakóvich

Lady_Macbeth_of_the_Mtsensk_District.jpg
Esta ópera sigue en el repertorio, aunque no figura entre las más representadas; en las estadísticas de Operabase.
Lorenzo Gaudenzi

Lady Macbeth del distrito de Mtsensk es una ópera en cuatro actos con música de Dmitri Shostakóvich. El libreto en ruso fue escrito por Shostakóvich y Aleksandr Preis, inspirándose en la famosa historia homónima de Nikolái Leskov. A veces, a la ópera se la llama informalmente Lady Macbeth cuando no hay posibilidad de confundirla con la ópera de Verdi Macbeth. Se estrenó el 24 de enero de 1934 en el Maly Óperny de Leningrado. Shostakóvich dedicó esta obra, que dura dos horas y media, a su primera esposa, la física Nina Varzar. No se trata de una ópera en el sentido tradicional del término sino de un experimento escénico musical de acción cinematográfica. Narra la historia de una mujer solitaria, en la Rusia del siglo XIX, que se enamora de uno de los sirvientes de su marido y es empujada al suicidio. La obra incorpora elementos del expresionismo y el verismo.

El proyecto inicial de Shostakóvich fue escribir una trilogía consagrada a la suerte de la mujer rusa en diferentes épocas. Katerina Izmáilova, la Lady Macbeth de la primera ópera, debía representar a la mujer del siglo XIX viviendo bajo la tiranía de los zares y de una sociedad fuertemente patriarcal, mientras que el último elemento de la trilogía debía ser un himno a la mujer soviética. Pero los contratiempos con las que se encontró la ópera acabaron por convencer a Shostakóvich de que debía renunciar al proyecto.

Publicidad


Shostakóvich comenzó a trabajar sobre esta ópera el 14 de octubre de 1930 y la terminó dos años más tarde, el 17 de diciembre de 1932. El relato de Leskov en el que se inspiró tenía a su vez como fuente otro hecho: una mujer había asesinado de manera atroz a su suegro para obtener la herencia. Leskov había enriquecido esta intriga rodeando a los protagonistas de otros personajes, como Serguéi y Fiódor. Este último desapareció de la ópera, pero Shostakóvich y Preis conservaron el de Serguéi, amante de la heroína.

La ópera se estrenó el 22 de enero de 1934 en el Teatro Maly de Leningrado (hoy San Petersburgo). A pesar de que tuvo, en general, un éxito temprano, tanto a nivel popular como oficial, Lady Macbeth fue el instrumento para una denuncia general de la música de Shostakóvich por el Partido Comunista a principios del año 1936. El 28 de enero de 1936, Pravda, el diario oficial del Partido Comunista, publicó un editorial titulado Embrollo en vez de música, donde decía: "El oyente es abrumado desde el primer instante de la ópera por un flujo de sonidos deliberadamente desmañado y embrollado. Amagos de melodía, embriones de frases musicales, se ahogan, escapan y vuelven a ahogarse entre choques, rechinadas y alaridos. Seguir esta "música" es difícil; recordarla es imposible". Se especula que el comentario, anónimo, podría reproducir las palabras del mismo Stalin, y después de su publicación la ópera no volvió a ser representada en veintiséis años. Mucha gente conoce así la ópera principalmente por su papel en la historia de la censura.

El 26 de diciembre de 1962, Shostakóvich presentó una versión ligeramente modificada de la obra bajo el título de Katerina Izmáilova (en ruso, Катерина Измайлова - Katerina Izmáilova), el nombre del personaje principal, y con un nuevo número de opus (114). Presentaba dos nuevos entreactos, una gran revisión del Acto I escena 3, y otros cambios menores. El reestreno tuvo lugar en el Teatro de Música Académico Stanislavsky y Nemiróvich-Dánchenko.

Con diversas modificaciones, y atenuando los aspectos más escabrosos de la historia, volvió a representarse el 8 de enero de 1963 con enorme éxito en el Teatro Stanislavski de Moscú. Aunque Shostakóvich prefería esta última versión, desde su muerte la versión original, posiblemente con algunas revisiones tempranas, es la que más a menudo representada.

Publicidad

Esta ópera sigue en el repertorio, aunque no figura entre las más representadas; en las estadísticas de Operabase aparece la n.º 73 de las cien óperas más representadas en el período 2005-2010, siendo la 4.ª en Rusia y la primera de Shostakóvich, con 54 representaciones.