Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

push logo
Sabemos que las notificaciones pueden resultar horribles, pero prometemos no abusar. Entérate de todo el mundo cultural en HJCK.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

Supervisores de escenas de sexo ganan terreno en Hollywood en la era del MeToo

La avalancha de denuncias provocada por el movimiento #MeToo desde hace cinco años aumentó la demanda de "coordinadores de intimidad" en los rodajes. Sin embargo, los desequilibrios de poder y el miedo a negarse a filmar escenas de sexo todavía están muy arraigados en la industria del espectáculo, aseguran estos especialistas.

 Intimacy Directors and Coordinators
Claire Warden, de Intimacy Directors and Coordinators (IDC), muestra prendas de intimidad durante un taller de intimidad organizado por IDC para educar a personas de la industria del entretenimiento, incluidos directores, actores y productores, sobre cómo contar de forma segura y eficaz la intimidad en la actuación, en la ciudad de Nueva York el 7 de octubre de 2022. - Desde que las revelaciones de abusos sexuales en Hollywood encendieron el movimiento #MeToo hace cinco años, la demanda de "coordinadores de la intimidad" en el plató se ha disparado, pero la resistencia, los desequilibrios de poder y el miedo a decir "no" a las escenas sexuales están profundamente arraigados en el mundo del espectáculo, dicen los expertos.
TIMOTHY A. CLARY/AFP

Desde que en 2017 una investigación sobre las prácticas abusivas del productor Harvey Weinstein forzara un despertar en Hollywood, viene creciendo con rapidez este sector, hasta entonces incipiente.

Los "coordinadores de intimidad" son profesionales que coreografían escenas sexuales, proveen herramientas para proteger el pudor de los actores y discuten sobre consentimiento con el elenco, el equipo y los productores.

Publicidad

"Ha sido una diferencia increíble, ya que cuando se incluyó por primera vez hubo mucha resistencia por parte de la industria, de directores, algunos actores y productores", dijo Claire Warden, una coordinadora de intimidad basada en Nueva York.

Warden, que trabaja con el grupo Directores y Coordinadores de Intimidad (IDC) en el entrenamiento de nuevos profesionales, calcula que entre 60 y 80 colegas están desempeñándose actualmente en sets.

"Después de años hablándole al vacío e intentando educar a la industria", el sector del espectáculo comenzó a escuchar, dijo.

Antes de 2017, los directores de intimidad existían principalmente en el teatro y no se les veía en el cine o la televisión, donde los actores a menudo estaban solos y dependían de los departamentos de vestuario para improvisar "ropas de pudor" para cubrir sus genitales en escenas de desnudos.

Publicidad

Pero luego de las revelaciones del caso Weinstein, HBO trajo un experto de intimidad al set de "The Deuce", una serie sobre la industria pornográfica en los años 1970 en Nueva York.

Su creador, David Simon, ha dicho que nunca volverá a trabajar sin un coordinador de intimidad. En HBO, la cadena de éxitos como "Juego de Tronos" y "Euphoria", la presencia de coordinadores de intimidad es obligatoria en todos los programas.

Publicidad

Compañías especializadas ahora ofrecen tangas sin tirantes, accesorios de silicona y cinta corporal en varios tonos de piel.

Gracias a la presencia constante de coordinadores de intimidad, en una entrevista reciente publicada en Variety, la actriz de "Euphoria" Sydney Sweeney dijo: "Nunca me sentí incómoda". Para leer: Nora Felder, la maga que resucita viejas canciones pop para "Stranger Things"

Publicidad

"Es un entorno muy seguro. Me siento afortunada de llegar en una época en la que se piensa mucho en este proceso", afirmó.

"Incluso si habías aceptado hacer algo, en el momento te preguntan '¿Cambiaste de opinión?, porque puedes cambiar de opinión'. Es realmente bueno".

Publicidad

Depredador

Pero el camino no ha sido fácil. En la misma entrevista de Variety, la actriz de la serie "Yellowjackets" Christina Ricci, de 42 años, reveló que una vez durante un rodaje dijo que se sentía incómoda con una escena íntima y la "amenazaron" con demandarla "si no la hacía".

"No es que los actores comenzaron a hablar en 2017 (...) Hemos estado hablando por años, pero nadie nos escuchaba", dijo Warden. "La industria trataba activamente de silenciar esas voces".

Publicidad

Es frecuente que a los actores se les enseñe a ignorar u olvidar su derecho a consentir, y que "no" es una palabra "peligrosa", dijo.

"Estamos condicionadas (...) [Hay miedo] de que te llamarán una diva, que no conseguirás empleos, que nadie trabajará contigo, que piensen que no eres dedicada o lo suficientemente valiente". Para leer: Fernanda Trías: El ataque al feminismo nace del temor a perder privilegios

Publicidad

En entrevistas con la AFP, coordinadores de intimidad también dijeron que aún están superando los temores a que su presencia pueda asfixiar la creatividad o exponer al elenco y al equipo a la "cultura de la cancelación".

"Por el histórico telón de fondo de Harvey Weinstein, mucha gente tiene miedo de ser percibida como depredadores", dijo Jessica Steinrock, quien ha conquistado medio millón de seguidores en TikTok conversando sobre el trabajo de coordinar la intimidad.

Publicidad

En lugar de funcionar como un área de recursos humanos, los coordinadores de intimidad existen para reducir el riesgo y mejorar las actuaciones de la misma forma que lo hace un coordinador de acción, dijo.

"Creo que el crecimiento exponencial en los últimos años ha sido doloroso para muchos, pero por encima de todo ha sido reconfortante", dijo Steinrock.

Publicidad

Tóxico

De todos modos, aún hay resistencia. Este año, el actor Frank Langella fue despedido del programa "La caída de la casa Usher", de Netflix, por supuesta conducta indebida en el set, incluyendo acoso sexual de una actriz.

En un artículo, Langella calificó de "absurda" y "ridícula" la instrucción del coordinador de intimidad sobre dónde podía tocar a la actriz en la pierna durante una escena íntima. "Mata el instinto y la espontaneidad", escribió. Podría interesarle: Kevin Spacey pierde batalla legal contra productora de "House of Cards"

Publicidad

"Está claro que su resistencia no es producto de la falta de comprensión", opina Warden tras leer el texto de Langella.

"Viene de una falta de voluntad de considerar a las otras personas, su consentimiento. Esto viene de un sentimiento tóxico de poder".

Publicidad

De acuerdo con Steinrock, los coordinadores de intimidad no pueden resolver por sí solos el tipo de comportamiento que quedó en evidencia con el caso Weinstein, cuyos abusos no ocurrían generalmente en los sets.

"La manera en la cual tratamos las escenas de intimidad repercutirá de otras formas, en cómo hablamos sobre consenso, cómo nos preparamos para cosas, cómo los actores asimilan su propia autonomía corporal", dijo.

Publicidad

"Pero creo que es importante que no tratemos a los coordinadores de intimidad como una panacea para resolver todo el abuso de poder y el acoso que ha ocurrido en la industria del entretenimiento durante el último siglo". Recuerde conectarse con la señal en vivo de la HJCK, el arte de escuchar.