Publicidad

Publicidad

push logo
Sabemos que las notificaciones pueden resultar horribles, pero prometemos no abusar. Entérate de todo el mundo cultural en HJCK.
¡Claro que sí!
No, gracias.

Publicidad

Falleció Hernán Hoyos, el escritor erótico que escandalizó a Colombia

Hernán Hoyos fue pionero en el género de sexo-ficción durante las décadas de los años sesenta y setenta.

hernan hoyos.png
Hernán Hoyos fue conocido popularmente como "el pornógrafo caleño".
Archivo particular

En la mañana del martes, falleció a los 91 años Hernán Hoyos, uno de los más importantes protagonistas de la revolución sexual y literaria que vivió Colombia en el siglo XX. Con sus obras 008 Contra Sancocho, Un alegre cabrón, El bruto y las lesbianas y La reina y el mariposo, entre otras, Hoyos se convirtió en uno de los escritores vanguardistas más polémicos y prolíficos del país.

Sin calzones llegó la desconocida, Aventuras de una Bogotana y Se me paró el negocio son otros de los casi 40 títulos que Hoyos escribió, imprimió y vendió durante las décadas de los sesenta y setenta, de forma artesanal y casi clandestina. No obstante, aunque se estima que fueron alrededor de 45.000 copias vendidas en el país durante este tiempo, no le quedaron mayores ganancias.

Publicidad

Hoyos muy pronto fue reconocido como “el pornógrafo caleño”, apelativo que le dio celebridad local pero también ocultó su versatilidad y destreza en el abordaje de los relatos de aventuras, de misterio, de detectives (o de “novela negra, como La herencia de los Molina y Secuestro de un viejo verde), e inclusive de ensayos históricos (Joaquín de Caicedo y Cuero: biografía del prócer caleño y Nefanda nocte septembrina, un relato sobre el intento de asesinato al Libertador Simón Bolívar, frustrado Manuelita Sáenz.

Además, Hoyos ha sido protagonista de documentales que han sido reconocidos por el Ministerio de Cultura, además de ser el guionista y director de ‘Mariposas Oscuras’, comercializada con éxito. La velación de su cuerpo y sus exequias se realizarán esta semana en la capital del Valle acompañado de sus hijos, nietos y con acceso limitado para algunos de los seguidores de sus obras.