Música

Continuamos explorando la vida de los más virtuosos compositores clásicos: hoy revisaremos la segunda parte de la vida y obra de este compositor y su trabajo al lado de su hermana, Fanny Mendelssohn.

Felix fue un niño prodigio, pronto dio muestras de un inusitado talento no sólo para la música, sino también para el dibujo, la pintura y la literatura. Sus dotes fueron estimulados por un ambiente familiar en el que siempre se alentaron las manifestaciones artísticas. A los quince años había escrito ya varias composiciones memorables de su tiempo.

Las mujeres de la familia Mendelssohn fueron intelectuales, contaron con la fortuna de ser bien educadas, pero por la época y el machismo siempre existieron obstáculos. Mientras Fanny vio a su hermano convertirse en director de orquesta –llenar conciertos, conocer a la Reina Victoria y fundar el Conservatorio de Leipzig–, ella, se tuvo que limitar a dar conciertos en privado, dirigidos a su familia y conocidos.

Ante esta situación, los hermanos Mendelssohn, quienes se admiraban mutuamente debieron optar por una solución que en ese momento benefició a ambos, pero que con el tiempo terminó por perjudicar, durante siglos, la carrera de Fanny: Félix firmaría con su nombre varias de las obras compuestas por Fanny con el fin de sacarlas a la luz. Le interesaría leer: Felix Mendelssohn y el poder de la educación (Primera parte)


Canción actual
Title
Artist