Santiago Cañón en las grandes ligas de la música clásica

 

El violonchelista colombiano Santiago Cañón Valencia ganó la medalla de plata en la reconocida competencia internacional Tchaikovsky que se realiza en Rusia y premia a jóvenes intérpretes en el piano, el violonchelo y el violín, entre otros instrumentos.

El bogotano, que en la actualidad estudia en el Kronberg Academy en Alemania, entró a competir con otros 25 músicos. Fue uno de los seis finalistas del certamen y ocupó el segundo lugar tras la interpretación de piezas de Bach, Ginastera y Tchaikovsky en varias rondas previas. Es la primera vez que un músico colombiano se destaca en esta competencia.

Para la final, presentó Variaciones Rococo, Op. 33 de Tchaikovsky, una pieza obligatoria que asignó el certamen, y el Concierto para violonchelo n° 1 Op. 107 de Shostakovich. Al quedar en segundo puesto, el músico recibirá una remuneración monetaria de $20,000 dólares.

La competencia internacional Tchaikovsky empezó en 1958 con el propósito de destacar el talento joven en el ámbito de la música académica en la que era, en ese entonces, la Unión Soviética. Este año, el jurado estuvo presidido por Sir Clive Gillinson, director ejecutivo de la London Symphony Orchestra. También conformaron el panel Mario Brunello, Jian Wang, István Várdai, Karine Georgian, Ralph Kirshbaum, Mischa Maisky, entre otros.

Grandes músicos han ganado este premio: los pianistas Van Cliburn, Vladimir Ashkenazy, Eliso Virsaladze, Mikhail Pletnev, Grigory Sokolov, Boris Berezovsky, Denis Matsuev, Daniil Trifonov; los violinistas Gidon Kremer, Victoria Mullova, Vladimir Spivakov, Viktor Tretiakov, Pavel Milyukov; los violoncelistas Mario Brunello, David Geringas, Nathaniel Rosen, Natalia Gutman, Antonio Meneses y los cantantes Vladimir Atlantov, Elena Obraztsova, Yulia Matochkina, Evgeny Nesterenko, Paata Burchuladze y Deborah Voigt.

Lo más importante de haber ganado este premio, según Santiago, es el proceso tan arduo que tuvo que vivir para llegar hasta la ronda final. horas y horas de ensayo en medio de agendas apretadas y repertorios difíciles y largos. Sin embargo, después de atravesar por cada fase, llegar a la última parte y tocar en el  Shostakovich Philharmonic Hall en San Petersburgo lo llenó de emoción.  Justamente, esa pieza será la que Cañón tocará como solista en un concierto que la Orquesta Sinfónica Nacional de Colombia ofrecerá el jueves 4 de julio en el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo.

El repertorio incluye la Obertura de Ruslán y Ludmila de Mikhail Glinka, la Sinfonía No 6 en si menor, Op. 74 “Patética” de Piotr Ilich Tchaikovsky y el Concierto para violonchelo No. 1 en mi bemol mayor, Op. 107 de Dmitri Shostakovich, una de las obras que interpretó en el Concurso de música clásica en Rusia. “Recuerdo que la primera vez que lo toqué tenía 14 años. Me gusta no solo el concierto sino también Shostakovich como compositor, tiene algo que no puedo describir que me atrae demasiado, toda su obra, soy un fan de Shostakovich, y siempre que tengo la oportunidad de tocar este concierto me da mucha emoción”.

En una entrevista con El Colombiano, Cañón dijo: “uno tiene esa ética de que si va a tocar frente a dos o 300 personas, tiene que estar preparado. Creo que no hay peor sentimiento que salir a un escenario y no saber qué va a hacer”. Se refería especialmente a que no tiene un horario drástico y estipulado sobre sus horas de ensayo.



Canción actual
Title
Artist